viernes, 2 de diciembre de 2016

EL SMI SUBE SIN PRECEDENTES



                        Quienes defendían desde la izquierda que era mejor seguir bloqueando la gobernabilidad que facilitar un gobierno del PP (vencedor de los comicios) en minoría parlamentaria, pues ello suponía avalar las políticas de la derecha, deben andar últimamente algo confusos, ya que, nada más arrancar la legislatura, los hechos demuestran que desde la oposición responsable se pueden conseguir determinados logros siempre que, obviamente, se busquen acuerdos para mantener la estabilidad del Gobierno y la mejora de los españoles en su conjunto. Así, entre otros asuntos, como el acordado proyecto de pacto educativo, por ejemplo, el PP y el PSOE negocian la base de los nuevos Presupuestos, consiguiendo ya los socialistas que el Gobierno acepte un aumento del gasto de las CCAA, que se eleve la recaudación por el impuesto de sociedades y se incrementen los tributos al tabaco, el alcohol y las bebidas azucaradas, medidas todas ellas que, al margen de la bonanza o no de las mismas, se han logrado gracias a una negociación con una oposición responsable, practicada por PSOE y Ciudadanos, que hay que poner en el haber de la misma. El Gobierno calcula que con semejantes medidas conseguirá aumentar la recaudación de 2017 en unos 6.000 o 7.000 millones de euros, mientras, por otro lado, Montoro limita a 1.000 euros el pago en efectivo con el objetivo de controlar mejor el fraude. Pero el logro más espectacular, al margen de lo acordado en Educación, es hasta ahora el incremento importante del SMI que tendrá la mayor subida en 30 años; en efecto, el salario mínimo interprofesional tendrá un alza del 8%, constituyendo el primer gran pacto económico entre PP y PSOE, así como el acuerdo sobre el techo de gasto que, dejando al margen a Ciudadanos ha tensado un poco las relaciones de éste con el PP, mientras el PNV condiciona al Cupo y a los recursos pendientes su apoyo a los Presupuestos, que está esperando Bruselas. En definitiva la retribución mínima subirá (vieja reivindicación sindical) de golpe un 8% a partir del próximo año, mientras que el nuevo objetivo de déficit autonómico será del 0´6%, con lo que, en términos concretos, el SMI pasa de 655´20 euros mensuales a 707´6 euros, mientras que a las CCAA se les permitirá gastar unos 4.000 millones de euros más (aunque Cataluña pedía que el objetivo de déficit se situara en el 1´8% y no en el 0´6%). Con el compromiso de los socialistas de apoyar el techo de gasto, que irá hoy mismo al Consejo de Ministros, se da una respuesta importante a las necesidades de las diferentes administraciones, por lo que cabe esperar que, siguiendo por esta senda de diálogo y espíritu de consenso, pronto se pueda lograr la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado, que tan necesarios y urgentes son desde cualquier punto de vista.
            Más complicaciones pueden darse con otro asunto de vital importancia, como es el modelo territorial, sobre el que Moncloa también se abre a negociar y a partir del modelo socialista plasmado en la Declaración de Granada de 2013, en la que el PSOE pide una “profunda revisión” del régimen autonómico y sobre la que el Ejecutivo cree que podría “suscribir sin problemas más del 90%” del mismo, pero, eso sí, siempre que se rechace el término “federal”. Por otro lado Rajoy ofrece a la Generalitat negociar todo salvo la consulta, con lo que Santamaría traslada a Puigdemont que el Ejecutivo acepta dialogar sobre 45 de los 46 puntos planteados por el Gobierno Catalán, que insiste precisamente en que debe estar sobre la mesa el referéndum. En definitiva, el Gobierno valora gestos para recoger el “sentimiento catalán” (algunos dirán que por qué no el gallego, vasco o andaluz, entre otros) y busca una salida dentro de la legalidad para rebajar el conflicto con los independentistas, abriendo la puerta incluso a reformar la Constitución y tendiendo la mano al PSOE (ambos partidos son imprescindibles para afianzar cualquier solución), pero no habrá reforma constitucional hasta el Congreso del PSOE, esperando el Gobierno a ver “qué partido socialista sale” para revisar un sistema autonómico “indudablemente perfectible”. Y mientras el PSOE impone al PP debatir la reforma de la Constitución, logrando el apoyo del resto de grupos parlamentarios e impulsando una ponencia para revisar la Carta Magna, Santamaría advierte sobre los riesgos, que no son pocos, de “abrir debate que no sabemos cómo cerrar”, en tanto que Podemos y los independentistas hasta hablan ya de un “proceso constituyente”. En fin, con semejantes mimbres, tanto PP como PSOE y Ciudadanos tendrán que hilar bien fino para que el nuevo cesto del modelo territorial no haga aguas por todas partes, incluso muchas más de las que ya hace hoy.
            En cuanto a otros asuntos se refiere cabe destacar que Iglesias desprecia los actos de la Constitución negándose a ir a los mismos, en modo antisistema junto a Errejón, y enviando a Bescansa y Echenique; que Sanidad anuncia una ley “antibotellón” previendo multar a los padres de los menores que participen en ellos; que la Seguridad Social saca otros 9.500 millones de euros de la hucha de las pensiones para pagar la extra de Navidad; que el Banco Popular, ante el hundimiento en Bolsa, releva a Ron como Presidente y lo sustituye por Emilio Saracho; que Rato y sus testaferros pactaron una estrategia para engañar a la Justicia, pues, según la Guardia Civil, los tres investigados intentaron disfrazar mediante “trabajos no reales” un cobro de comisiones de Bankia; que Cospedal preside en Sevilla el acto de entrega al Ejército del nuevo avión de transporte militar A400M; y que Eduardo Mendoza, flamante premio Cervantes, dice que “si premian a cada catalán que escribe en castellano se quedarían sin presupuesto”.
            Y en el exterior, mientras la OPEP frena la producción de petróleo por vez primera en ocho años para conseguir un alza de precios del crudo, cabe citar que el aviso del piloto del avión siniestrado en Medellín confirmó finalmente cuando ya no había remedio que “estamos en fallo de combustible”; que Trump coloca al frente del Tesoro y del Comercio a dos especuladores, mientras anunciará junto a sus hijos que deja totalmente sus negocios; que La Habana despide a Fidel emprendiendo el cortejo fúnebre su ruta hacia Santiago de Cuba en sentido inverso a la realizada en 1959 por los barbudos de Sierra Maestra; que Juncker dice que “Turquía cumplirá el pacto migratorio”; y que Hollande tira la toalla y renuncia a competir por la reelección, dejando vía libre hacia la Presidencia a su Primer Ministro y dice que lo hace por “el bien de Francia”… las malas encuestas y la crisis socialista en su país están detrás de la decisión.
                                       Jorge Cremades Sena